¿Hacia una evolución 2.0?

Me van a disculpar la ordinariez, pero estoy hasta los huevos de documentales de astronomía. En serio.
No me malinterpreten, me gustan mucho, pero modestamente ya me conozco la trama de todos y ahora más bien ejercen una influencia “actualizadora” en mí (onda, poniéndome al día cuando aparecen descubrimientos nuevos), mientras que en un novato la influencia ejercida es “cautivadora” (onda, para recién atraer al curioso, cosa que yo ya no necesito :)). Continue reading “¿Hacia una evolución 2.0?”

¿La literatura fantástica puede caer en malas manos?

Confieso que la noticia sobre el intento de censura de Harry Potter, que leí hace ya poco más de dos años, en su momento me pareció tan graciosa como a la mayoría de quienes comentaron, pero ello no me quitaba una sensación de gato encerrado. Y es que dicha denuncia fue interpuesta por una madre preocupada por el contenido de brujería de la saga, pero no me atreví a concluir cuál era la preocupación real de esa mujer, porque curiosamente Harry Potter (por nombrar sólo un caso) ha sido motivo de censura en dos bandos popularmente antagónicos: la ciencia y la religión. Continue reading “¿La literatura fantástica puede caer en malas manos?”

El fin del mundo se acerca

El 28 de marzo de 2008 siete mujeres de la secta Verdadera Iglesia Ortodoxa Rusa decidieron deponer su autoencierro en una cueva al Sur de Moscú. El enclaustramiento había durado cinco meses, y aún quedaba una treintena de personas que rehusaba abandonar el lugar. ¿La razón? La misma que motivó su ingreso allí: según el grupo, el mundo se acabaría en mayo de 2008. Un autoproclamado profeta les había anunciado este evento basándose en su personal decodificación de la Biblia. Continue reading “El fin del mundo se acerca”