Colonia Dignidad


12 de julio

En los emplazamientos precordilleranos de Colonia Dignidad, es descubierto un pasadizo subterráneo que conduce a un valle diminuto entre altos cerros, donde policías de Investigaciones descubrieron con enorme sorpresa los restos de un complejo de extrañísimas características.
Ante la consternación mundial, los policías relataron haber ingresado a un fundo casi en ruinas, en cuyo patio encontraron tumbas con los nombres de James Morrison, James Dean, Carlos Gardel, John F. Kennedy, Marilyn Monroe, Elvis Aaron Presley, Klaus Barbie, entre otros. Las investigaciones continuarán con el apoyo del FBI.
Entre los restos derruidos de las construcciones, se encontró vagando a un anciano demente que les pidió ayuda. Llorando, aseguraba ser Ernesto Guevara.

fuente, “La Segunda”.

El sueño de Contreras 03


Luego de mucho dudar, Salvador Allende no encuentra otra alternativa que solicitar nuevamente la ayuda de la Unión Soviética. Envía a Volodia Teitelboim, que es recibido el 25 de diciembre, con algo de frialdad, por parte de los integrantes del KOMINTERN. El Kremlim sabe que no es conveniente que un gobierno socialista electo democráticamente tenga éxito. Su línea de acción es la toma del poder total a través de las armas, no las urnas. Públicamente le expresan todo su apoyo al gobierno de Salvador Allende, pero en una reunión fuera de protocolo, le exigen a Teitelboim una definición en su postura marxista: está o no a favor de la dictadura del proletariado. El mensaje al gobierno chileno es que la Unión Soviética sólo apoyará, inmediata e irrestrictamente, a la UP si Allende realiza un autogolpe, disuelve el parlamento y declara a Chile “República Marxista”. El bloqueo naval de las costas chilenas se realizaría con tres portaaviones soviéticos estacionados en el Pacífico, 4 destructores y dos submarinos nucleares enviados desde Angola. Se solicitaría formalmente el abandono de la Armada norteamericana de aguas territoriales chilenas y se tomaría posesión de puntos estratégicos fronterizos con la ayuda de helicópteros y contingente cubano.

Un capitán de los Marines es detenido por Investigaciones de Chile acusado de incitar a la sedición. Se presentaron pruebas de sus constantes reuniones con altos oficiales de la Armada para la preparación de un golpe de Estado apoyado por los navíos norteamericanos estacionados en aguas chilenas. Douglas C. MacKean, solicita fuero diplomático, pero es denegado a pesar de los airados reclamos de la Embajada de USA. La administración de Nixon utiliza este impasse para recrudecer sus críticas y amenazar directamente al gobierno chileno. “We must go anywhere, and do everything, to protect the integrity of any american citizen in danger around the world”, declaró el presidente norteamericano en una entrevista dada a la CBS.

1 de enero de 1974. El presidente de la República, Salvador Allende Gossens, aparece en cadena nacional de radio y televisión flanqueado por primera vez los cuatro comandantes en jefe de las Fuerzas Armadas y de orden, más dos integrantes del MIR.

20 de febrero de 1974. Tras tres meses de juicio y de interminables reuniones bilaterales con la embajada, Douglas C. McKean es condenado a muerte por incitar a la sedición durante un estado de excepción. La sentencia se basa en que el imputado habría ingresado al país como turista sin hacer uso de sus prerrogativas diplomáticas o militares. El embajador hace público un comunicado del gobierno de Richard Nixon donde le solicita a Salvador Allende un gesto de amistad hacia USA, la liberación del ciudadano noteamericano vía decreto exento, un indulto a todas luces ilegal. Allende está acorralado.

28 de Febrero, Douglas Mckean es asesinado en la penitenciaría de Santiago durante una ronda de visitas. Washington ordena a su embajador abandonar Santiago. Al parecer un agente de la CIA, Michael Townley, habría sido el responsable del crimen, con el objeto de precipitar la intervención norteamericana.
El Canciller Chileno, Orlando Letelier, ofrece disculpas públicas ante la comunidad internacional por el deceso de Douglas Mckean y presenta pruebas que inculparían a agentes externos, ganando tiempo al solicitar la ayuda del FBI para esclarecer el crimen.

15 de marzo, inteligencia militar chilena, altamente infiltrada, coercionada y corrompida por la CIA, convence a Salvador Allende que la invasión de Chile por fuerzas de la Armada norteamericana es inminente.

16 de marzo, una comisión secreta sale en vuelo de Aeroflot con rumbo Moscú.

20 de marzo de 1974. Salvador Allende Gossens, se presenta rodeado por los cuatro comandantes en jefe de las Fuerzas Armadas chilenas y un contingente encapuchado y armado del Movimiento de Izquierda Revolucionario en la sesión ordinaria del Congreso. Los senadores pro gobierno, puestos al tanto del movimiento, se ponen de pie y rompen al unísono sus credenciales que los acreditan como congresales en una muestra temprana de apoyo al autogolpe. Carabineros de Chile rodean a la bancada de oposición y Salvador Allende se dirige al país a través de Radio Magallanes:

“Colocado en un tránsito histórico, pagaré con mi vida, si es necesario, la lealtad del pueblo. Y les digo que tengo la certeza de que la semilla que hemos entregado a la conciencia digna de miles y miles de chilenos, no podrá ser segada definitivamente. Tienen la fuerza, podrían avasallarnos, pero no se detienen los procesos sociales ni con el crimen ni con la fuerza. La historia es nuestra y la hacen los pueblos.”

Acto seguido firma el decreto supremo que le otorga plenos poderes, disuelve el Congreso y le entrega el orden social a las Fuerzas Armadas y de orden, declarando Estado de sitio y suspendiendo las garantías individuales hasta nuevo aviso. Informa que hay naciones amigas que en esos precisos instantes acuden en auxilio del país para protegerlo de la invasión imperialista norteamericana.

21 de marzo. La Unión soviética declara ante la ONU que no tiene intenciones de inmiscuirse en los problemas internos de Chile y que los problemas diplomáticos entre ese país y los Estados Unidos se deben resolver por las vías usuales. Pero que entendería una reacción enérgica de parte de Washington. “El mundo debe estar tranquilo”, dice el representante ante el pleno, “La Unión Soviética no arrastrará al mundo a una nueva crisis planetaria como la de Cuba en 1962, los problemas entre naciones libres, se resuelven entre naciones libres. La Unión Soviética quiere decirle al mundo que no hay terceras vías posibles, que la liberación del trabajador del yugo capitalista es por la vía de la lucha de clases y no otra, que ha quedado demostrado el fracaso de los intentos de la burguesía por utilizar políticamente los deseos de libertad de los trabajadores, para sus propios triunfos en las urnas de la vergüenza”. Orlando Letelier, canciller chileno, se pone de pie y sale del salón plenario con el rostro desencajado.

El Cerro San Cristóbal


Hay dos teorías:

– El Cerro San Cristóbal es el cráneo cubierto de estratos geológicos de una Tren-Tren, serpiente gigantesca que habita las venas subterráneas de América. La virgen del San Cristóbal es el pomo de una espada descomunal que le araviesa la cabeza y la mantiene inmovilizada.

– El Cerro San Cristóbal es un gran tumor de Uranio que crece cada año un par de milímetros. Es el resultado de una enfermedad del territorio producida por la Conquista.

El sueño de Contreras 02


La franja de propaganda de la opción NO se maneja en dos ejes: el miedo a convertirse en un país de la órbita soviética y la promesa de que se terminarán el hambre y la escasez; la violencia y el odio. Prometiendo un estado de alegría generalizada por el fin de la pesadilla. “La alegría viene”, reza el himno interpretado por Claudio Millán, Pedro Messone y Gloria Simonetti.

El día 30 de septiembre en la noche el triunfo de la Unidad Popular es avasallador. El presidente Allende habla a través de radio Magallanes y anuncia que “más temprano que tarde los trabajadores de Chile abrirán las grandes alamedas por donde avanzarán, libres de amenazas y coerciones oligárquicas”.

A la noche siguiente un comando armado del nuevo grupo “Puño de hierro”, de orientación ultraderechista, secuestra a tres profesores del partido comunista, los degolla y abandona los cuerpos en el camino al aeropuerto Pudahuel. El Director de Carabineros debe renunciar, cuando la prensa progobierno descubre que oficiales manipularon pruebas que habrían incriminado en los asesinatos al hijo de un connotado ejecutivo de la Anaconda Mining Company.

Los paros del transporte tienen al país al borde del colapso sanitario. Los asaltos a casas de Barrios acomodados comienzan a hacerse comunes.
Aparecen los primeros piquetes armados de reivindicación social (llamados “Comandos de acción obrera directa, CAODI), grupos de 6 a 8 encapuchas, armados con fusiles y armas cortas de origen soviético, que asaltan camiones de provisiones y almacenes.

La noche del 20 de noviembre un ejecutivo del Banco de Santiago dispara y da muerte a un niño de 12 años que, disfrazado de piquetero, intenta ingresar a su hogar.
La justicia lo deja en libertad invocando legítima defensa y los funerales del menor, de iniciales P.P.V., se convierten en una orgía desatada de violencia y saqueo que dura tres días. El ministerio del interior saca personal militar a las calles y comienzan los enfrentamientos.

El 30 de noviembre, el presidente Richard Nixon declara que en Chile la democracia y los derechos humanos están en riesgo y que el Gobierno de los Estados Unidos está preparado para ayudar al pueblo chileno y salvaguardar los principios democráticos de la región.

El 10 de diciembre, arriba al puerto de Valparaíso una inusualmente poderosa delegación armada norteamericana, a los ejercicios conjuntos UNITAS correspondientes al año en curso. El diario El Siglo titula, “No nos intimidarán!!!”

Luego de mucho dudar, Salvador Allende no encuentra otra alternativa que solicitar nuevamente la ayuda de la Unión Soviética. Envía a Volodia Teitelboim quien es recibido con algo de frialdad por parte de los integrantes del KOMINTERN.

Santiago Dreaming

Unlike West Byfleet, Chile was in revolutionary ferment. In the capital Santiago, the beleaguered but radical marxist government of Salvador Allende, hungry for innovations of all kinds, was employing Simon Beer’s father, Stafford, to conduct a much larger technological experiment of which the meters were only a part. This was known as Project Cybersyn, and nothing like it had been tried before, or has been tried since.

Stafford Beer attempted, in his words, to “implant” an electronic “nervous system” in Chilean society. Voters, workplaces and the government were to be linked together by a new, interactive national communications network, which would transform their relationship into something profoundly more equal and responsive than before – a sort of socialist internet, decades ahead of its time.

texto completo AQUI

source, The Guardian, UK.
(gracias a Carlos Gaona)

El sueño de Contreras 01


La noche del 09 de septiembre de 1973, Manuel Contreras Valdebenito despierta gritando en su cama. Algo le habló en sueños, una traición, cárcel perpetua, deshonor. Una frase atravesando el tiempo. Camino a Damasco.
Al día siguiente toma el teléfono y hace una llamada.

El 10 de septiembre en la tarde son detenidos Augusto Pinochet Ugarte y Gustavo Leigh Meza bajo el cargo de sedición. Hay alzamientos indecisos y descoordinados en distintos regimientos del país que son apagados rápidamente por tropas leales al gobierno de Salvador Allende.

El 11 de septiembre, a las 10 de la mañana, Hawker Hunters de la Fuerza Aérea, dirigida por el comandante Bachelet, bombardean el regimiento Tacna y el Maipo. Este golpe de inusitada violencia es una señal de fuerza que el resto de las unidades del país entienden y finalizan las asonadas abruptamente.
Durante la tarde el presidente da a conocer su intención de plebiscitar su permanencia en el gobierno.
Esa misma noche un comando armado de Patria y Libertad da muerte en su casa a Jaime López, a Camilo Escalona y a Miguel Enríquez. Una turba de manifestantes sale a las calles al día siguiente. Atacan sedes del Banco de Osorno, apedrean la embajada norteamericana y arrojan bombas molotov que incendian el automóvil del embajador. Pobladores cierran el acceso a las poblaciones y sindicatos de los cordones industriales de Vicuña Mackenna se declaran en alerta. El MIR lanza un manifiesto de combate y alzamiento popular inmediato. Se declara el Estado de sitio.

El 20 de septiembre, La Tercera titula “20 muertos en noche de horror. A la fecha la insurrección suma 230 muertes”.

Salvador Allende aparece en el Congreso flanqueado por los 4 comandantes en jefe (Benavides, Bachelet, Merino y el recién nombrado Director de Carabineros, Mendoza) para convocar a un plebiscito a realizarse el 30 de septiembre. La pregunta es única: ¿Acepta que el gobierno de Salvador Allende Continúe presidiendo el país? La cartola tiene un SI y un NO impresos en tipografía helvética, cuerpo 18 y una línea horizontal junto a cada alternativa.

(continuará)

América

América es un invento creado por los españoles para lavar el dinero de la venta de astillas de la Santa Cruz. Negocio muy lucrativo que significó pelar Australia y Nueva Guínea de árboles con el consiguiente desastre ecológico conocido como la noche de los cuchillos largos, Alemania, junio de 1969 (cerca de Woodstock, donde cayó el primer UFO que traía a Marilyn Manson cuando todavía era una zanahoria a la espera de transplante de órganos).

Cristóbal Colón, hijo de los hermanos Marx (de los que hasta el día de hoy se desconocen sus auténticos sexos), inventó el nombre del continente a partir de una famosa canción del subcomandante Nino Bravo, jefe de la guerrilla rebelde y ex sith. Actualmente hay un gran agujero lleno de cartas con remitentes dirigidos a “América” y toda la gente que cree vivir en uno de sus países está en realidad durmiendo en galpones que orbitan la Tierra geoestacionariamente sobre el TV de mi tía Liliana (que vive en Arica y goza de muy buena salud, aunque a veces se le va la voz y cree que en cualquier momento puede perder la razón. Sobre todo después de ciertos acontecimientos con su nieto, eduardito bastián).

En 1945, Vito Corleone (hijo del publicitado affaire entre el Che Guevara y el príncipe Carlos de Inglaterra) dobló América y se la metió al bolsillo de una vaca que usaba como billetera. Desde ese momento todas las personas que pensaban que vivían en alguno de los países imaginarios de América desarrollaron un tumor con la forma de Mickey Mouse en el centro de su cerebro. El tumor canta día y noche “La Cucaracha”, ese gran éxito compuesto por Ricardo Corazón de León e interpretado por su hija Fidel Castro (del que es bien sabido se transforma en Madonna las noches de Luna nueva y sale a casarse con todos los Sean Penn que encuentra en el camino).

El continente se ve desde el espacio porque construyeron un mapa muy realista, escala 1:1, de todo el territorio.

Flotando en una balsa, en el centro del agujero donde debería estar América, hay un empleado público escribiendo respuestas a las cartas, amenazas de guerra y consultas sobre tratados económicos de libre comercio que llegan todos los días. Además, en sus ratos libres, se entretiene escribiendo la historia de América, descubriendo nuevos pueblos y ruinas en recónditos parajes de la inexistente geografía.

Hubo 45 Américas distintas antes de que la actual fuera aprobada. La inicial (fabricada en porcelana, fibra de vidrio y cabello humano) fué desechada con furia porque la fibra de vidrio aún no había sido inventada. Hay crónicas que relatan la ira del rey Iván Zamorano, nacido en 2012, tres segundos antes de la destrucción total del planeta Tierra, cuando le presentaron el proyecto para la fabricación de América basado en la peculiar distribución de su vello púbico, “Yo no tengo vello púbico, tengo buenas intenciones!!”, habría declamado con alegría, subido en un manzano que usaba como vehículo de transporte. Fué Simón Bolívar quien finalmente, indignado ante la forma espantosa de la América Nº45 (consideró obsceno el enorme estómago terminado en una punta de islas fragmentándose al infinito) ordenó amarrar elefantes llenos de granadas de mano en todo el territorio y lo dinamitó. Desde ese instante la Tierra comenzó a girar y a tener ciclos de 24 horas con días y noches.

Invitación

La invitación es a reescribir la historia.
Esta invitación no carece de cierto tinte reivindicatorio. Siempre sometidos a una interpretación, invención y relación de los hechos históricos hecha por los poderes, esta vez queremos introducir nuestro virus de confusión en el organismo perfecto y prístino que nos inoculan en los establos de la pedagogía. Inventarnos una historia que no sirva a los intereses geopóliticos estratégicos del poder, sino a la simple esquizofrenia del Tlönista anarco que encuentra placer en introducir bombas semánticas entre los pliegues del corpus oficialista.
Para todos esta invitación hedionda a Manifiesto Moderno de pacotilla, este llamado a la subversión de la memoria.
“Porque senté a Mnemosine en las rodillas. La encontré fome. Le corté la cabeza y le incrusté un televisor en señal muerta, para verme hacia adentro y recordar como yo quiero recordar las cosas, no como otro quiere que las recuerde”.