Lost, la serie que apesta. O apestaba, o apestó

Me pidieron esto hace por lo menos dos meses. Probablemente tres. Hace dos que debería haberlo hecho. Mi tendencia a la procrastinación (palabra de cuya existencia en el castellano no estoy muy seguro) y mi hiper desordenada carga laboral pudieron ser los principales culpables de que no lo haya hecho antes, y también una ola de pereza y desenfoque que me ha venido atacando desde más o menos Mayo. En fin. Que ahora me propuse hacerlo, salir de esto de una buena vez, aunque ya no esté a tiempo, y matar el tema: Lost, la serie que apesta.

O apestaba, o apestó. Apestó sería lo más apropiado, porque en verdad yo era un fan absoluto de la primera temporada, aunque ya entonces sospechaba que se iba a ir a la misma mierda, aunque nunca pensé que tanto.

Lost, entonces, apestó. Apestó durante la última temporada, eso está claro. Apestó durante la quinta, si, algo. No apestó durante la cuarta, pero ya estaba claramente en decadencia(y debo reconocer que ya para entonces poco me importaba, de hecho ahí fue cuando dejé de verla con regularidad), y ya durante la tercera mostraba claras señales de no dar más. La primera y la segunda siempre mantuvieron una mínima compostura, aunque a veces bien bien mínima.

Analicémoslo con un poco de objetividad. ¿En qué me baso para decir que Lost apestó? Más que nada en tres cosas:

  1. El incumplimiento de una promesa tácita de la serie, de estar basada en una historia coherente y bien pensada, cuando en verdad fue siempre un cuento improvisado en el camino.
  2. Lo absurdo que, una vez inventada, esta historia resultó ser.
  3. Lo inverosímil que se tornó el comportamiento de los personajes a lo largo de la serie, dejando cada vez más en evidencia que no estaban allí más que para ser los ejecutores de cualquier idiotez que se le ocurriera al guionista de turno.

Partamos por el uno: la verdad que nunca estuvo allí. Desde el principio Lost se perfiló como una serie misteriosa. Más que extraña o bizarra, era misteriosa. Hay algo raro en esa isla, y lo que la audiencia quiere saber es qué es ese algo raro. No había surrealismo de por medio, ni metáforas, ni parábolas. Como toda serie de Sci Fi, Lost presentaba un universo totalmente realista, personajes que cualquiera se podría topar en la calle(aunque un poco más apuestos), que llevaban vidas relativamente normales antes de subirse a ese avión. E, incluso, cuanta anormalidad hubiera en sus vidas era patentemente designada como tal. Walt era un niño raro. Locke sentía su recuperación como un milagro. Lost se trataba de lo que le pasaba a sus personajes, no de algún mensaje iniciático encriptado entre líneas. Y como tal, uno hubiera esperado que todo lo acaecido esta manga de náufragos tuviera una explicación que, por muy fantástica que fuera en su origen, tuviera un efecto coherente con su realidad. No terminó siendo el caso.

Desgraciadamente, Lost está tan plagada de inconsistencias entre las situaciones en las que pone a sus protagonistas y las supuestas causas de estas, que un análisis exhaustivo me llevaría hojas y hojas, así que solo daré uno: el comportamiento de Los Otros durante la primera temporada.

La primera temporada tiene a los protagonistas viviendo en una isla desconocida y misteriosa, luchando por sobrevivir lejos de la civilización y contra las incursiones del grupo conocido como “Los Otros”. Al final de la temporada queda bastante claro que Los Otros son los antagonistas, que desean permanecer ocultos de los protagonistas, llegando a ser capaces de matarlos si es necesario, pero evidentemente alguna razón tienen para mantenerlos con vida, ya que si quisieran, y esto se da a entender varias veces, podrían acabar con los sobrevivientes del vuelvo 815 en cualquier momento. Claramente hay tres preguntas que hacerse: ¿quienes son los otros? ¿por qué no se muestran abiertamente a los protagonistas? ¿cual es el interés en los sobrevivientes?. Ya la primera pregunta se hace difícil de responder satisfactoriamente: Los otros son un grupo de personas que viven en la isla, liderados por Ben, cuyo interés es… bueno, ¿cual es su interés? Proteger la isla, aparentemente. Evitar la localización de la isla se haga conocida, evitar que el mundo exterior la encuentre. Nunca queda claro por qué, es una de esas cosas que hay que aceptar. Y tal vez, como televidente, sería aceptable.

El problema es que, a lo largo de la serie, queda bastante claro que los mismos Otros nunca saben por qué hacen lo que hacen, solo lo hacen. Recordemos: el mandamás de los Otros, un hombre llamado Ben, nunca habló con el supuesto líder espiritual, Jacob. Nunca supo qué era lo que estaba haciendo ni por qué tenía que hacerlo. Es más, aparentemente, ninguno de los otros lo hacía. Ni siquiera Richard Alpert sabía algo más allá de que la isla era importante(polque mantiene al diablo encerrao coño). De ahí que toda la conducta de los otros, el no contactar a los sobrevivientes, matarlos si se acercaban demasiado, etc, solo pueda atribuirse a caprichos infantiles de gente con demasiado tiempo libre(es más, el último episodio da a entender que la prohibición de abandonar la isla, la fuente del 95% de los conflictos, era más que nada un capricho de Jacob). A lo largo de la serie se da a entender que cualquiera puede ser reclutado por los otros(Juliet, por ejemplo). También queda claro que, en el nombre de la isla, los otros no tienen ningún inconveniente en matar gente(después de todo son los buenos). Más aún, los Otros saben exactamente quienes son los sobrevivientes, con lujo de detalles(su departamento de recursos humanos es inexplicablemente asombroso) De hecho, los sobrevivientes fueron llevados a la isla por Jacob, el supuesto verdadero líder de los otros(el departamento de logística, por otro lado, apesta). Sin embargo, a través de toda la primera temporada los Otros no contactan a los sobrevivientes de manera amistosa, tampoco los someten por la fuerza. ¿Cual es la explicación de esto?

Durante la tercera temporada algo se atisba: Ben tiene Cáncer. Ben necesita a un especialista(con o sin tatuajes) que remueva el tumor de su columna, o morirá. Por esto, cuando Jack Shephard naufraga en su isla, Ben hace lo que todo hombre sensible haría: envía a uno de sus hombres a infiltrarse entre los sobrevivientes, lo hace raptar a una mujer embarazada, luego envía a sus hombres a sabotear el intento de escape de los sobrevivientes con instrucciones de raptar a un niño y dejar a los otros 3 abandonados a su suerte en el medio del mar. Pero el rapto de Walt no es un capricho, no, es todo un elaborado plan para forzar a Michael a traicionar a sus amigos y llevar a Jack y un par más hasta el campamento de los otros donde, aproximadamente un mes después de haber naufragado, Jack es extorsionado para que opere la columna de Ben. ¿Por qué simplemente no se acercaron amistosamente a los sobrevivientes, le pidieron a Jack que realizara su cirugía y luego los asimilaron y/o mataron? Pregúntenle a la mamá de Jacob, el resto de nosotros probablemente jamás lo sabrá.

(Por cierto, tengo la teoría qué, de haber existido una séptima temporada, esta hubiera incluido el capítulo en que quedaba claro que la madre de Jacob tampoco sabía nada, sino que seguía las instrucciones de un misterioso personaje cuya ignorancia solo íbamos a descubrir en la octava temporada, y así. Cierra paréntesis.)

Llegado a este punto, me parece claro que Lost nunca fue pensada como una serie coherente pese a que, vuelvo a insistir, era vendida bajo esa premisa(o debiera decir promesa). Los eventos de la primera temporada simplemente no tienen sentido. Y aquí tocamos, además, la tercera de mis razones para decir que Lost apestó: los personajes como marionetas de historias inverosímiles. Creo haber expuesto con claridad el hecho de que las motivaciones de Los Otros eran, en el mejor de los casos, totalmente caprichosas, pero esto es más bien un análisis post factum, ya que en el momento en que suceden sus actos, no tenemos clara la motivación y solo suponemos que terminará por ser coherente. En pantalla, de hecho, la progresión de los otros fue cada vez más hacia acciones consistentes con motivaciones entendibles(el deseo de venganza de Ben, por ejemplo). Los protagonistas, por otro lado, pasaron de ser la fuerza motriz de la serie a los tontos útiles de una trama cada vez menos coherente.

Lo bueno de la primera temporada es que todo pasa en función de los protagonistas: Jack es un líder natural, quiere mantenerlos a salvo, Michael necesita probar que es un buen padre, y quiere sacar a su hijo de la isla, pero Walt es feliz allí, se quiere quedar, al igual que Locke, quien sabe que la isla es un lugar mágico(el por qué no se lo dice a nadie directamente no deja de molestarme), Sawyer solo quiere tener un buen pasar, Charly lucha entre su adicción a la heroína y su posibilidad de redimirse como persona, y un largo etc. Los misterios de la isla son un trasfondo, interesantísimo, pero lo que mueve a la serie, son los personajes, junto a la ocasional interrupción de la isla en la forma de los Otros, el Monstruo, Russeau, etc.

Ya para la sexta temporada, todos están actuando sin saber por qué hacen lo que hacen. Porque son candidatos, porque Jacob dijo, porque Locke dijo, y así suma y sigue. ¿Por qué vuelve Jack a la isla? Es feliz con Kate, está criando a su sobrino, le va bien en el trabajo. Pero algo está mal. ¿Qué? Bueno, “algo”. El sabe que pertenece a otro lugar, que no se supone que esté haciendo lo que está haciendo, pese a que está haciendo todo lo que quiso hacer durante las primeras cuatro temporadas de la serie. Jack cambia de opinión, porque si. Y en el transcurso de la quinta y sexta temporada lo hará un par de veces más. Lo mismo se puede decir de casi todos los otros personajes: nadie hace lo que quiere hacer, todos hacen lo que alguna fuerza misteriosa quiere que hagan pese a que no tienen ninguna razón sensible o mundana, ni siquiera ética, para hacerlo. Es lo que la serie quiere que hagan. Es como si Lost fuera el villano en si mismo, esa serie perversa y malvada que obliga a los personajes a realizar estupidez tras estupidez en busca de un destino que ninguno de ellos entiende. Y está bien, muchos de ellos son obligados a hacer las cosas que hacen, bajo amenazas que efectivamente hacen que uno entienda por qué hacen lo que hacen… pero luego cuando llegamos a las motivaciones de quienes los obligan, y volvemos a lo mismo. Vuelvo a citar el ejemplo de Michael: su traición es absolutamente entendible, bajo las circunstancias en las que se encuentra. Sin embargo, ¿tiene Ben que recurrir a semejante artimaña para lograr lo que quiere? Ya dejé clara mi opinión, al menos. Y lo peor es la fuente de esta cascada de coherciones: los gemelos fantásticos Jacob y El Hombre de Negro(¡En forma de Humo!)

Hacia el final de Lost, todos los personajes actúan bajo la cohersión o la influencia de uno de estos dos personajes, lo que nos lleva al punto número dos de mis tres razones por las que Lost apestó: la que terminó siendo la verdadera “trama” de la serie, revelada oportunamente en el antepenúltimo capítulo(classy). Lost, señoras y señores, se trata de una isla que alberga una luz, una luz que debe ser protegida a toda costa, y del protector de esta luz quien decide que ya es hora de retirarse y buscar un reemplazante. El antagonista de la serie, es un hombre malvado que quiere abandonar la isla. ¿Como sabemos que es malvado? Pues bueno, ¡quiere abandonar la isla! En vez de quedarse con la luz(o la cueva… llámenla como quieran, en verdad, o mejor llámenla baby jesus, pero en ningún caso Alá).

Y listo. De eso se trataba Lost, luego de todas las temporadas y misterios y tiburones con tatuajes del yin yang. De encontrar un sucesor para un tipo cuyo trabajo es preocuparse de que nadie encuentre una cuevita con una luz que, de partida, no pueden encontrar a menos que él los lleve. Es un trabajo fácil e idiota, pero alguien tiene que hacerlo(no, en verdad, no, pero hagamos como que si). ¿Por qué la Luz es especial? Pregúntenle a la mamá de Jacob. ¿Qué pasa si alguien malvado la encuentra? Pregúntenle a la mamá de Jacob. ¿Por qué algunos(en verdad solo uno) se convierten en humo cuando entran a la cueva? Una vez más, la mamá de Jacob. Y lo que más me irrita: ¿cual es el problema con que el famoso Hombre de Negro se vaya? Finalmente ese es su gran pecado, querer irse. Es el malo, ¿no? Es lo que importa, y por eso debe morir. Y sería. (Generalmente, ahora es cuando me pondría a despotricar contra todo el asunto del purgatorio pero, en verdad, Lost es tan mala aun sin él que como que en verdad me da lo mismo).

Por eso Lost apestó, por su absoluta falta de consistencia. Si, tiene buenos momentos y tiene un buen principio. Tiene excelentes valores de producción(aunque el CGI da verguenza ajena), los capítulos están bien dirigidos, y bien escritos en cuanto a timing dramático. Pero como serie, no termina siendo más que un tongo, una falsa promesa de complejidad que solo es una sarta de incoherencias.

9 comentarios sobre “Lost, la serie que apesta. O apestaba, o apestó”

  1. Estoy en desacuerdo con cada línea que escribiste. Lost fue una serie que podía ser apreciada en muchísimos niveles. Veo que te quedaste en la más externa de las superficies.

  2. Dude, excelente análisis, brother! Toda obra tiene tantos niveles como al espectador le plazca. Lost apesta igual. Durante las últimas dos temporadas no dejaba de maldecir en voz alta durante cada capítulo, en particular los de relleno, que apestaban a tomadura de pelo a la audiencia cautiva.

  3. Eduardo,

    ¿Cual es ese nivel profundo de Lost que me perdí?

    (a menos claro que sea un posteo de broma, que sospecho lo es)

  4. “Recordemos: el mandamás de los Otros, un hombre llamado Ben, nunca habló con el supuesto líder espiritual, Jacob. Nunca supo qué era lo que estaba haciendo ni por qué tenía que hacerlo. ”

    En efecto. Tenemos un viejo en el Vaticano q apuesto, nunca ha hablado con Dios, una figura q, apuesto otra vez, ni siquiera existe. Aún asi, millones de personas rigen su vida de acuerdo a ese absurdo.

    “¿Por qué vuelve Jack a la isla? Es feliz con Kate, está criando a su sobrino, le va bien en el trabajo. Pero algo está mal. ¿Qué? Bueno, “algo”.”

    Aqui me pregunto q tan atento estabas cuando veias Lost. Jack volvió porq un día supo q el pendejo q estaban criando con su mina era en realidad su sobrino, el hijo de una hermana, el único nexo sanguineo con su padre muerto. Y pese a la promesa q le hizo, la chica seguia perdida en una isla. Y entonces le cayó como teja todo lo q Locke le dijo sobre el destino y creyó estar equivocado (lo estaba? no lo creo, pero él lo creia) Para más recacha, el hombre al q no le creyó estaba dispuesto a morir por no poder cumplir su destino. Y él, el heroe ni siquiera era capaz de ir a buscar a SU hermana.

    Por eso se fue a la isla de vuelta. Por eso se creyó cada weá q le dijeron los conspiradores. En serio te parece “algo”?

    Yo aqui veo un problema en Lost y lo dije en mi columna. En las primeras temporadas los problemas eran cotidianos y te sentias identificado. Se requiere mucho para sentirte identificado con el dilema del Jack-barbón porq no es cotidiano. Lo concedo. No es el mismo nivel de empatia emocional del principio. Pero tiene un sentido.

  5. “los Otros saben exactamente quienes son los sobrevivientes, con lujo de detalles(su departamento de recursos humanos es inexplicablemente asombroso)”

    Los Otros saben porq tienen, desde 1974, el diario de Faraday donde sale todo lo q va a pasar desde la caida del Oceanic 815 hasta la muerte de este. Por eso tienen a Kate y Sawyer haciendo la pista de aterrizaje del Ajira

    “De hecho, los sobrevivientes fueron llevados a la isla por Jacob, el supuesto verdadero líder de los otros”

    Jacob estaba engrupiendolos. No los llevo. Cayeron, pero él sabia de antes. Por eso comienza a vigilarlos. Por eso va a visitarlos poco despues de 1974.

  6. 1.- De acuerdo con lo del vaticano. Yo no vería una serie sobre católicos.
    2.- Jack se entera de que tiene una hermana apenas llega de vuelta. Vive con Kate, es feliz, sabiendo eso. Por lo demás, está de por medio la forzadísima explicación “mantenerlo todo en secreto”, que no se justifica pero de ninguna manera, y la idea de que los que están en la isla están bien(no necesitan ser rescatados). Igual, si, el breakdown de Jack está mejor trabajado de lo que recordaba.
    3.- El diario de Faraday lo tienen los padres de Faraday, ambos desligados de los otros. Los otros tienen toda esa info porque tienen un cantidad de recursos increíble(matan al marido de Juliet y raptan al padre de Locke, por si no recuerdas). Más allá de eso, sigue sin explicar por qué actuarían como actuaron(“¿porque lo que pasó pasó?”)
    4.- Esa es tu interpretación. Jacob dice que los llevó.

  7. 1. Yo no vería una serie en q un tipo le pide amistosamente a otro q lo opere. O tal vez sí, pero en algún lugar tiene q haber conflicto.
    Voy al meollo de tu queja. Quieres q los personajes se comporten de manera sensata, cuando ni siquiera la gente real se comporta de manera sensata. Yo he conocido casos de gente ultra paranoide, retorcida y manipuladora q hacen weás para lograr cosas q se podrían haber hecho de manera directa y honesta. Porq? Q sé yo, pero así son, no es q estén mal escritas, existen en la vida real. Y eso q son weon@s a los q la mamá les dió teta y el papá los quería. No como Ben q se pasó la vida ninguneado por su papá, cuando chico le disparó un weón por weás q hizo 30 años después, para q lo aceptaran en el grupo al q quería pertenecer tuvo q cometer un mini genocidio, y más encima viviste asustado de q tu hija quedara embarazada y muriera, etc.
    Pasa q ves las series con el típico ojo del guionistawannabe, q está atento a los mecanismos detrás del espectáculo para sentirse superior al loco q está haciendo la pega q te gustaría hacer. Y en esa óptica caes en errores groseros.
    Porq Ben no raptó a Walt para q Jack lo operara. Lo raptó porq Walt tenia poderes y queria estudiarlo. Cuando Michael lo va a buscar, encuentra la oportunidad q buscaba para coercionar a Jack para q lo operara. Porq no pedirlo directamente? Por un lado, Ben no confia en la gente, toda la vida lo único q le ha otorgado resultados es la coerción y la manipulación. Por otro, Jack está en la lista de Jacob. Jacob manda instrucciones a los Otros. Sawyer y Kate deben construir una pista de aterrizaje para el Ajira. Porq ellos? Porq es parte de la cadena de eventos q conducirán a la caída del Oceanic. Lo q pasa va a pasar, de lo contrario, la realidad corrige de todas maneras su curso.

    2. Y vuelta a querer q los personajes se comporten de manera bidimensional. Como va a ser feliz cuando se entera q es su hermana la q está en la isla!! El quiebre es inmediato? No. Se llama progresión. Se da una oportunidad, intenta llevar una buena vida con Kate, pero la weà lo incomoda cada vez q ve a Aaron. Pa’más recacha, empieza a ver el fantasma de su padre y despues aparece el weon q le dijo q todo estaba escrito a decirle q su hermana iba a morir.
    Tenían q mantener en secreto todo. La ultima vez q se filtró la ubicación de la isla llegó un barco cargado de mercenarios y C4 a echarse a todo el mundo. Estaban q explicaban lo q les pasó. Ahora bien, concedo en q Kate podria hacer dicho q el hijo era de una mina q se murió en la isla, pero no habria tenido la oportunidad de q la indultaran.
    3. Los padres de Faraday eran los lideres de los Otros (Widmore por lo menos) hasta despues de la Purga. No matan al marido de Juliet. El marido de Juliet muere en ese momento, Alpert lo sabe (se lo dijo Jacob, se lo dijo Widmore, leyó el diario, whatever) y usa el hecho para convencer a Juliet.
    Y claro, cuesta caleta raptar a un viejo como el papá de Locke.
    No, no hay explicación. A Lost le faltó el momento de “Mr Exposition” en q los personajes explican a la audiencia lo q está pasando. En Lost no hay explicaciones. Tienes q ser un espectador activo, tienes q unir puntos.
    4. Uní puntos. Jacob era mentiroso y manipulador. Sabia de la caida del Oceanic desde 1972. Perfectamente pudo mentir al respecto. Aplico la navaja de Ocaam y me da ese resultado.

    Ahora claro, si uno cree q los personajes de la ficción tienen q ser emocionalmente estables, univocos, q no mientan y q cada uno de sus actos sean justificados y sensatos, evidentemente Lost no es una serie q yo recomiende.

  8. Pero Miguel, tu defensa de Lost se basa principalmente en que los personajes son gente complicada que evita hacer las cosas de manera fácil. De partida, y si, te creo que haya gente loca y complicada, pero los personajes tampoco son consistentes con esa interpretación: tanto Ben como todos los demás son presentados como gente excepcionalmente inteligente y hábil. O sea, o son weones complicados, o no lo son. Pero no que justo lo sean cada vez que a la historia que quieren contar los productores le convenga. Por lo demás, no es el tipo de gente que llega a liderar grupos altamente especializados, a hacer fortunas en los negocios, a encontrarse en posiciones de exacerbado poder o a sobrevivir situaciones de alto riesgo. Simplemente no lo son.

    Además, cansa un poco pensar que cada acto irracional de cualquier personaje se justifica no porque esté siendo mal escrito, sino porque “la gente es tonta y a veces hace tonteras”. Finalmente esto no se trata de lo posible, se trata de lo interesante y digno de ver.

    “Yo no vería una serie en q un tipo le pide amistosamente a otro q lo opere. O tal vez sí, pero en algún lugar tiene q haber conflicto.”
    Para mi ese es el problema, que la necesidad de un conflicto se toma como la justificación de un conflicto, en vez de que este se construya de forma plausible. ESO, para mi, es la marca de un mal guión(vuelvo a citar, final de XMen3)

    Sobre Jack y la desición de callar:
    Ya te concedí, el breakdown de jack está mejor justificado de lo que recordaba. Sin embargo, está enmarcado en la desición de callar que es pobre: llega una manga de flaites a la isla a matar a todo el mundo, y de eso suponemos que si alguna vez por alguna razón cualquier persona llega a saber de la isla van a matar a todos los amigos de los Oceanic Six. ¿Que está mal en este cuadro? UNO: Los enemigos YA SABEN de la existencia de la isla, ¿que importa que CNN no lo sepa? ¿A quien le tienen miedo? ¿A la KGB? DOS: La mejor manera de efectivamente rescatar a la gente, y mantenerla a salvo, es decírselo a todo el mundo, decírselo al gobierno, a los medios, al ejército. Los personajes saben que existe algo llamado The Dharma Initiative, pueden investigar como fue que llegaron a la isla, pueden hacer una pila de cosas más inteligentes y coherentes que quedarse callados tres años y, cuando les dan ganas de volver, seguir haciéndole casos a toda la gente que los ha estafado una y otra vez.

    Sobre Widmore, Eloise y los Otros:
    1.- Dan Faraday solo sabía algunas cosas y debemos suponer que las puso absolutamente todas en su diario. Justificar toda una serie de acciones incoherentes por parte de todos los antagonistas en ese puro detalle me parece bastante débil.
    2.- De ver la serie a mi me parece que las motivaciones de Widmore son absolutamente desconocidas para Ben. Dado que Ben es quien lidera a los otros cuando cae el avión, su comportamiento sigue sin tener lógica alguna.

    “A Lost le faltó el momento de “Mr Exposition” en q los personajes explican a la audiencia lo q está pasando. En Lost no hay explicaciones. Tienes q ser un espectador activo, tienes q unir puntos.”

    Lo que hizo lost fue tirar y tirar puntos, y después, mucho después, tratar de unirlos con algo que unía algunos, que parecía que unía otros pero en verdad no, y dejaba muchos(la gran mayoría de los puntos, si bien no la gran mayoría de los puntos importantes) simplemente sin unir. Finalmente no puedes negar que tu historia casi coherente(casi, porque en verdad no lo es) de lo que se trata Lost nace de un esfuerzo tuyo de filtrar gran cantidad de información y elegir solo lo que le conviene a esa interpretación, dejando de lado toda la sarta de incoherencias de la serie. Bajo esa interpretación no podemos decir que ninguna serie es mala, porque para cada bodrio podemos imaginar tramas muy complejas que son la verdadera razón tras los eventos… yo prefiero que la serie misma me proponga algo interesante, antes de ponerme a buscar la quinta pata al gato.

  9. Llegué a este blog por casualidad. Resulta que pienso de una forma similar: los guionistas crearon un pequeño monstruo, que fue creciendo, y se les hizo incontrolable. Yo quedé muy decepcionado de la serie. Nunca la concebí como centrada en los personajes, éstos son desechables. Me interesaba por los misterios: ¿que era la isla? ¿por que el resto del mundo no puede verla? ¿por que la gente se cuaraba con más facilidad? ¿Por que las mujeres embarazadas morían? ¿El electromagnetismo? ¿que era la iniciativa Dharma y sus estaciones abandonadas? ¿por que los que se quedaron en la isla comenzaron a saltar en el tiempo? y un laaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaargo etc. Pero ¿por personajes? la mayoría de los personajes era atractivo hasta que se mostraba su primer FB, siempre y cuando este estuviera en contexto con la trama del momento. Pero por ejemplo: Juliet fue interesante en la 3º temporada (me encanta la actriz), y siempre tenía esa ambiguedad en sus intenciones. Sawyer era un HDP en la 1º temporada, pero murio cuando vengó a sus padres matando al Sawyer original (el papá de Locke). Después de eso, fue cualquier cosa. Locke era un personaje muy complejo, pero patético, y tuvo un giro radical con la muerte Boone. Y por eso, analizándolo desde ese punto de vista, era mucho más interesante centrarse en los misterior, que permanecerán para siempre.

Los comentarios están cerrados.